Cada falta o cada día que no viene,  te llenas de ilusión es inevitable, la mujer más fuerte y pensé que lo era,  se parte en pedacitos, pero el tiempo me ha enseñado a recogerme y tener la pega lista, me pego, me armo y sigo… puff, viene alguien y te dice estamos embarazados… no lo esperábamos fue casualidad… No queríamos otro pero vino … que no te afecta… pues si .. es dificilísimo sentarse en la sala de espera de un médico ginecólogo con un montón de mujeres con barrigas quejándose unas con otras. Pero hay que estar aquí para entenderlo.
He evitado desde hace rato  ir a Baby shower para no deprimirme después que salgo,, evitar las preguntas de mi príncipe del por qué sus compañeros de guardería tienen hermanos y el no. Las cenas familiares me dan alergia, no por nada solo que los comentarios me agobian, “ ya se quedaron con uno” “es hijo único y no piensan tener más” podría pasar el día enumerando, así que o me quedo en mi casa o voy tarde y regreso temprano. Y te dicen deja de pensar en eso a ver como quedas! Les respondo por aquí Ayuden  empezando por no decir lo que no deben decir ….

Anuncios